Los 5 alimentos que más contaminan

Hoy en día el medio ambiente y el cambio climático es un tema que nos involucra y afecta a todos, es una llamada de emergencia a la que tenemos que poner atención por el bien del planeta y de nosotros mismos.

Una de las cosas que podemos hacer para mejorar el cambio climático es cambiar nuestra alimentación, ya que existen diversos tipos de alimentos que gastan grandes cantidades de recursos naturales.

Muchos de estos alimentos tienen factores ambientales negativos no por sí mismos, sino por el costo de los recursos utilizados en su producción, fabricación y transporte.

Estos son los alimentos que más contaminan.

imagen 1.jpg

–       Carne de ternera

La ternera es contaminante debido a su origen, ya que las vacas generan grandes cantidades de metano, un gas excesivamente dañino para el medio ambiente que se plasma en el llamado efecto invernadero, sin mencionar que la cría de las vacas ocasiona un fuete consumo de agua y es un golpe duro para el ambiente.

–       Carne de cerdo

El jamón, las salchichas y el tocino son alimentos que provienen del cerdo, pero su manutención y desplazamiento provoca una fuerte cantidad de dióxido de carbono, lo que lo hace uno de los alimentos que más contamina.

–       Queso

El queso y otros derivados de la leche son alimentos que debido a su tratamiento, transporte y procesamiento generan un impacto ambiental negativo  (la leche es un producto básico, que tiene necesidad de mucha movilización debido a su importancia).

imagen 2.jpg

–       Chocolate

Estos alimentos contaminan ya que se consumen en lugares donde su producción es difícil, por lo cual se gastan grandes cantidades de recursos para poder producirlos en otros ambientes externos.

–       Espárragos

Este vegetal es contaminante debido a su distribución, ya que es muy consumido en zonas como Estados Unidos y Europa, pero se produce principalmente en América Latina lo cual hace que la distribución aérea sea un factor negativo para el ambiente.

El consumo de alimentos responsable y ético no sólo debe limitarse al trato y sufrimiento del animal, sino que se tienen que observar otro tipo de variantes como el proceso detrás de cada alimento o de dónde llega este alimento a nuestra mesa.

Si es malo para el medio ambiente, debemos encontrar la forma de consumir sólo lo realmente necesario, así como tratar de consumir alimentos cercanos u oriundos de nuestra zona que generen menor cantidad de recursos gastados.

Fuentes: Esquire, El tiempo es.

@De5y10

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s